Procedimientos de verificación de una firma digital

verificación firma digital

El uso de la firma electrónica es cada vez más habitual. Son muchos los ciudadanos que se animan a emplearla para firmar todo tipo de documentos y evitar así tener que estar imprimiendo, firmando a mano y luego escaneando la documentación para enviarla. Por eso la verificación de una firma digital se vuelve tan importante, porque es esencial asegurarse de que esa firma es auténtica.

Aunque se trata de un proceso algo complejo, es totalmente necesario para salvaguardar la seguridad de los negocios jurídicos.


No todas las firmas digitales son iguales

El Reglamento eIDAS que rige a nivel europeo admite la existencia de tres firmas de este tipo:

  1. Firma electrónica simple.
  2. Firma electrónica avanzada.
  3. Firma electrónica cualificada.

La que mayor valor jurídico tiene es la firma electrónica cualificada, que ha sido creada gracias a un dispositivo cualificado y especializado y se basa a su vez en un certificado cualificado de firma electrónica. A nivel jurídico tiene la misma validez que una firma rubricada de puño y letra.

Pero como legalmente se puede usar cualquiera de las tres firmas, no está demás hacer una validación de firma electrónica a fin de asegurarse de que la misma es auténtica y todo está en orden con respecto a ella.

verificación de una firma digital


Verificación de una firma digital

La validación de la firma electrónica es un proceso que busca comprobar la identidad del firmante, la integridad del documento que se ha firmado y la validez temporal del certificado que se ha utilizado. Para ello se presta atención a cuestiones como:

Sello de tiempo

El sellado de tiempo permite que una tercera parte pueda comprobar si, efectivamente, el documento ha sido firmado en la fecha y hora señalados o si ha sido modificado tras la firma.

Ubicación geográfica

La geolocalización es de gran ayuda a la hora de comprobar si el documento de verdad ha sido firmado por el titular de la firma digital o por una tercera persona que haya usado su certificado.

Código OTP

Este código aporta mayor seguridad, porque se envía al firmante mediante mensaje de texto o correo electrónico en el momento de firmar, para que lo incluya en el documento. Es un sistema similar al que usan los bancos para acreditar la identidad de los usuarios cuando hacen operaciones online.


Plataformas de validación

Existen sistemas online acreditados a través de los que se pueden validar los certificados electrónicos.

Web de la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre

En el área de Certificados se puede solicitar la verificación para comprobar si el certificado que se quiere utilizar para firmar digitalmente un documento es todavía válido. Si el sistema verifica el certificado eso significa que se puede usar con total normalidad, pero si no puede hacer la verificación habrá que solicitar una nueva firma digital.

VALIDe

Esta plataforma de la Administración General del Estado permite verificar online firmas y certificados electrónicos, generar firmas electrónicas en diferentes formatos y también visualizar firmas con ayuda del visor.

Visor de firmas electrónicas

Esta herramienta es capaz de generar un informe que recoge la información de validación de la firma electrónica y también del documento firmado.

Aunque el uso de la firma digital es bastante sencillo, el tema de la validación puede ser un poco más complicado y requiere tener conocimientos tanto tecnológicos como legales. De ahí que cada vez existan más servicios especializados que se encargan de acreditar que la firma digital utilizada es totalmente válida.

La verificación de una firma digital no es un tema de importancia menor, por lo que a la hora de recibir o firmar un documento es conveniente asegurarse de que todo está en orden con respecto a este tema.

También te va a interesar: ¿Para qué sirve la firma digital?

Deja una respuesta